Desde este mes de abril el sistema de cobro de pasaje del Metro de Valencia será unificado a la tarjeta sin contacto, con el objetivo de agilizar el ingreso de los pasajeros a las estaciones para hacer uso del servicio de transporte.

 

Más de 40 mil tarjetas sin contacto para cobro de pasaje se encuentran a la venta en todas las taquillas de la línea 1 por un costo de 670 bolìvares (incluye 10 viajes), pudiendo ser recargadas con 30 viajes para pasajeros regulares y 25 en el caso de los estudiantes.

 

Se estima que las mismas puedan ser programadas para la personalización y vinculación con la base de datos que impulsa el Ministerio del Poder Popular para el Transporte, que permita un control interno e intercambio de información con otros sistemas de transporte masivo a nivel nacional.

 

Los pasajeros que no utilizan el servicio habitualmente deberán cancelar su pasaje en las taquillas y el operador con un sistema propio de la estación le dará acceso.